Dos décadas de mucho más que una revista

Durante más de 20 años, la Revista Viração ha seguido las transformaciones en la cultura digital y política, expandiéndose y diversificándose en nuevos procesos de participación y productos de educomunicación.

Por Bruno Ferreira, Vicepresidente de Educomunicación de Viração

Hace veinte años, el mundo aún estaba explorando y maravillándose por las posibilidades que internet nos ofrecía para comunicarnos con diferentes personas. La primera red social virtual, Orkut, aún no se había creado, pero ya existían varias formas de conectarse y compartir contenido con amigos. La plataforma de mensajería instantánea MSN y el correo electrónico eran algunas de estas posibilidades.

Y fue a partir de esta base tecnológica y del contexto político de la época, con Lula en su primer mandato, expandiendo y fomentando la participación popular, que Paulo Lima tuvo una idea visionaria: crear un vehículo de comunicación que fuera más que un medio de información, sino un proceso transformador de ejercicio del derecho a la comunicación y colaboración entre grupos de adolescentes y jóvenes de diferentes partes de Brasil. O, como él suele decir: «Un proyecto social impreso».

Así nació la Revista Viração. Aunque en ese momento era un medio impreso, su proceso solo fue posible gracias a la cultura digital que se expandió y transformó a lo largo de estos 20 años, desde su edición cero en marzo de 2003. Al principio, los núcleos de «virajovens», que reunían a grupos de reporteros adolescentes y jóvenes, se articulaban a través de un grupo de correo electrónico y una reunión editorial mensual a través de MSN. Los intercambios en estos espacios estaban llenos de ideas y actualizaciones sobre los temas y agendas políticas de los grupos juveniles en sus territorios. Desde la redacción de la revista en São Paulo, el equipo siempre ha acogido y abordado las demandas de los jóvenes colaboradores en temas e informes.

Las formas de interlocución y articulación de los núcleos también siguieron los cambios en la cultura digital, pero todas ellas fueron señaladas por los jóvenes que han participado en Viração durante estas dos décadas. En muchos momentos, nos dimos cuenta de que el uso de algunas plataformas para la articulación era obsoleto. Era necesario migrar del correo electrónico y MSN a grupos y chats de Facebook, y luego a WhatsApp; siempre que una plataforma perdía su significado, era, y sigue siendo, reemplazada por otra en la que los (virajovens) mostraran más interés.

Los productos y procesos de educomunicación liderados por la revista también se han transformado en estos 20 años, de acuerdo con los cambios políticos y tecnológicos, los avances digitales y la apropiación de nuevos espacios virtuales por parte de los jóvenes, originando nuevas formas de contacto con sus colaboradores, nuevos procesos, como coberturas educomunicativas en tiempo real, y también nuevos productos, exclusivamente virtuales, como la Agência Jovem de Notícias, creada para satisfacer la demanda de contenido frecuente que una revista mensual de 36 páginas ya no podía proporcionar. Así, la revista como producto también se reposicionó. De multi-temática, con un reportaje de portada completo, se convirtió en un vehículo para la cobertura en profundidad de los derechos de los jóvenes en sus ediciones temáticas.

A través de los «virajovens», convocatorias de propuestas y asociaciones, Viração llegó a espacios públicos, proporcionó información, apoyó discusiones políticas, cautivó a muchas personas con sus páginas y procesos, y, durante dos décadas, sigue siendo un espacio de encuentro y expresión de las luchas juveniles, inspirando otras prácticas en diferentes segmentos de la sociedad: desde nuevas iniciativas de comunicación popular hasta innovaciones metodológicas en la educación formal, basadas en educomunicación y educación mediática.

Los principios de colectividad, colaboración y trabajo práctico, propuestos en la metodología de la revista, se extienden no solo a otros proyectos y programas de la ONG Viração Educomunicação, sino que ahora son valores demandados en diferentes esferas sociales, desde la escuela hasta el mundo corporativo. Durante 20 años, Viração ha estado poniendo en práctica valores que la sociedad aún está tratando de entender y materializar. Por esta razón, Viração merece ser celebrada, continuada y referenciada como fuente de inspiración para nuevas iniciativas comprometidas con una sociedad más dialogante, diversa y justa con las juventudes.

Fuente

Compartir:
Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

plugins premium WordPress